Blogia
Una Bitácora de Jomra

La Organización Mundial del Comercio Falla contra EUA.

Increíble pero cierto, ese organismo que a muchos nos cae fatal ha fallado contra Estados Unidos de América (EUA) en un proceso abierto por La República Federativa de Brasil (Brasil para los amigos), léanse la noticia para que vean por donde van los tiros, que la intención de este mensaje no es resumir la noticia.

Lo que quería decir, mientras que por un lado Estados Unidos nos insiste en la apertura de los mercados, en el comercio internacional, en el mundo global y todo ello, por otro blinda sus fronteras, tanto a personas como a productos, el blindaje no tiene por qué ser expreso (prohibición de importación o aranceles imposibles), sino que perfectamente es posible (más útil y efectivo) dedicarte a rebajar artificialmente los precios no en beneficio de tu población, sino en pro de unos pocos que controlan los medios de producción, porque acá entra también esa dinámica de el alza de los salarios de los directivos y la baja de los trabajadores, por no decir de la externalización y subcontratación de los factores de producción, aumentan los beneficios de unos pocos en perjuicio de unos muchos.

Pero me salgo del tema, este es un triunfo de la sinceridad en la política comercial internacional, no pidas a otros que hagan lo que en tu tierra no harás, hasta cierto punto está en relación con la práctica de EUA con respecto a los convenios internacionales, recordemos que es uno de los estados en el mundo que menos convenios ha firmado, y aún menos ratificado, y los que firma, muchas veces, dice que son de aplicación potestativa, y que los aplicarán según que les convenga a ellos, cosa que la comunidad internacional, el Tribunal Internacional de justicia y cualquiera que conozca el funcionamiento del Derecho convencional estaría dispuesto a negar (y efectivamente lo hacen) de forma clara y rotunda, incluso en los fundamentos de un Estado que se declara sin tapujos liberal-contractualista, es estúpido decir que un contrato no está para cumplirse y que depende de la voluntad unilateral de una de las partes. Por favor.

Esta es la doble moral que tanto enfada a la gente, por un lado dicen una cosa, cuestión que obligan a que otros cumplan, y por otro hacen algo totalmente distinto, lo cual pervierte el propio sistema que defienden. Es curioso como nunca, sus grandes empresarios, se quejan de las ayudas que reciben por parte del estado, pero cuando este se plantea una política social distributiva ponen el grito en el cielo diciendo que fastidiará a la competencia y que es un gasto insufragable, pues señores, los subsidios que ustedes reciben son tanto o más caros, y se beneficia menos parte de la población que con otras políticas sociales.

Es bueno ver este tipo de resoluciones de la OMC, para que no se siga viendo como un monstruo al servicio del “imperio” y sirva para defender los intereses globales del comercio (aunque esté en contra de ellos, no niego que el funcionamiento efectivo de un mercado global debiera ayudar un poco a los países subdesarrollados, bueno, más bien a los que están en vías de desarrollo, pero siempre que todos los participantes cumplan las reglas del juego, cuando tenemos que el papá de todo el invento es el primero en incumplir las reglas, y si la OMC es pasiva ante esta situación, la globalización económica irá como hasta ahora va, o sea, en perjuicio del 80 % del mundo, cosa que es inaceptable).

Ahora, acá es donde criticaría al mercado en sí y como este es imperfecto en todos los sentidos y como si sólo defendemos la movilidad de capitales y bienes y excluimos a las personas se continúa pervirtiendo el mercado, pero creo que si aún no podemos comenzar a cambiar la forma de la OMC, al menos que esta funcione tal cual está pensada, y que el comercio Global sea más justos desde los propios principios del sistema.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres